20 Noviembre 2018

Nutrición


¡Suscríbite al blog!

Te avisaremos cada vez que publiquemos nuevo contenido

Consentimiento
Información básica sobre protección de datos

Alimentación del caballo en periodo de descanso

Alimentar correctamente al caballo durante el entrenamiento es algo que siempre se tiene en cuenta, pero todavía no se le da la importancia necesaria a la correcta alimentación del caballo durante los días de descanso.

En el Blog de Pavo hablaremos de cuándo y cómo cambiar el pienso de entrenamiento al de descanso para mantener la salud del caballo y conseguir el mayor rendimiento cuando corresponda la vuelta al trabajo.

El caballo en descanso debe de disponer de mucho forraje y menor cantidad de pienso

Debido a que su desgaste energético es mínimo, su dieta se basará en un alimento alto en fibra y bajo de almidón, que se puede conseguir mediante una gran disponibilidad de un buen forraje, y poca cantidad de pienso o cereales.

La función del forraje no solo es la de aportar fibra, sino que además es el responsable de que el caballo no esté aburrido y se mantengan óptimas las funciones del tracto digestivo.

El caballo que mastica está entretenido y sano.

El forraje no debe ser alto en proteína, por lo tanto no debe darse alfalfa como fuente única de fibra. Un buen forraje para este periodo es el heno (ryegrass, festuca) si está en el box, o la propia hierba del prado si está en libertad.

El uso de equilibradores

Cuando las cantidades de pienso son tan bajas como las que puede recibir un caballo en descanso deberán suministrarse suplementos equilibradores o balanceadores para garantizar una adecuada cantidad de vitaminas, minerales y oligoelementos, y además que las proporciones sean las óptimas.

Alimentación del caballo en descanso en su box

1. Descansos en el box por periodos cortos

Es normal que en la ganadería se descanse el lunes. Descansan las personas y los caballos también.

En esos días aislados en los que el caballo no sale del box se debe de suministrar la mitad de la ración de pienso, pero todo el forraje.

No se debe de quitar totalmente la ración de pienso por dos razones:

  • Se puede alterar la flora intestinal.
  • El caballo se pondrá nervioso (aumenta el estrés) al ver que los demás caballos reciben su ración y él tiene el comedero vacío.

Hay que proporcionar suficiente forraje para que esté entretenido y prevenir problemas digestivos en el día que permanecerá en el box. Los caballos que trabajan habitualmente y están fuertes deben de estar muy entretenidos el día que no salen.

2. Descansos en el box por periodos largos

Si el caballo va a estar en descanso por más tiempo que un día debe de pasarse a un paddock, sacarlo al caminador o encargar a una persona que lo mueva, ya que la falta de movimiento también repercute en el peristaltismo (ondas de movimiento) intestinal ralentizándolo, lo puede dar lugar a cólicos.

Cuando se hacen cambios en la alimentación de un caballo, estos deben de ser paulatinos y graduales, de modo que cada día vas aumentando la cantidad del nuevo pienso y disminuyendo la cantidad del antiguo, y en 7-10 días has realizado el cambio completo.

Si el caballo va a descansar en el box por menos de 15 días, no es operativo cambiarle el pienso, entonces debes optar por disminuir su cantidad.

Si fuiste previsor y sabes que te vas a ir por solo 15 días, habrás disminuido la carga de trabajo paulatinamente unos días antes, y también la ración.

Principales problemas del caballo que descansa en un box:

  • el aburrimiento
  • no mordisquear comida de forma continua
  • la falta de movimiento

Comer de forma continua alivia ese aburrimiento además de prevenir contra úlceras y cólicos.

Si el caballo descansa por más de 15-20 días, plantéate cambiar el pienso de entrenamiento a uno de descanso bajo en calorías.

Para ayudar a que coma más despacio su ración de pienso y salive bien puedes suministrarle forrajes equilibrados pre-cortados a poco tamaño que se mezclan con el pienso.

Si además este pienso es de pellets de mayor tamaño que ralenticen la masticación y por lo tanto aumenten la salivación, consigues doble beneficio.

Alimentación del caballo en descanso en el prado

En el campo no tendrás problemas de movimiento, pero sí deberás comprobar que la cantidad de hierba es suficiente o, si por el contrario, necesitarás complementarla con heno.


Caballo en su prado de descanso

Ten en cuenta que no se debe de sobre-pastorear un campo porque terminaría por quedarse sin hierba, por lo que debes de ser previsor y aportar heno si la hierba está bastante corta.

Si el caballo está con otros deberás supervisar que coma su ración. Las jerarquías en la manada pueden hacer que el último de la cadena se quede sin comer.

Igual que con el pienso, los cambios al pasarlo al prado deben de ser de modo progresivo. Los días anteriores a dejarlo permanente en libertad llévalo a pastar por un corto periodo de tiempo primero, y ve aumentándolo después.

Cuidado también cuando lo pases a un campo con mucha hierba. Si lo dejas suelto, aparte de comer demasiado y poder tener cólicos o diarreas, pisoteará toda la hierba. En ese caso es mejor que dividas el campo en parcelas más pequeñas con una cinta de pastor eléctrico, calculando la superficie a comer por día.

Si te ha gustado este artículo sobre la alimentación del caballo en descanso compártelo con los amigos a los que le pueda resultar de ayuda.

No te quedes con dudas, envíanos tus comentarios y responderemos a tus preguntas.

¿Te gusta el blog de Pavo?

  

¡Suscríbite al blog!

Te avisaremos cada vez que publiquemos nuevo contenido

Consentimiento
Información básica sobre protección de datos

Compartir en:

Envíanos tu comentario

nuñez26-11-2018 18:04:20
Muy interesante.Saludos
Equipo de piensos Pavo26-11-2018 18:11:39
Muchas gracias por el comentario.

Aprovechamos la ocasión para recordar que si os interesa que hablemos de algún tema especial, no tenéis más que sugerirlo en los comentarios.

Nombre

Dirección de correo electrónico (no visible)

Mensaje


Posts relacionados

La alfalfa como alimento para caballos

Las mayores diferencias entre la alfalfa y otros forrajes son su alto nivel energético y su exceso de calcio y proteína. Ya que el caballo debe de tomar mucho forraje, al menos el 1,5% (en...
Leer más >

Grasas de origen animal en la alimentación del caballo: más económicas pero poco digestibles

Las grasas de origen animal son aquellas que se obtienen de la leche, del pescado o como subproductos de matadero. En el Blog de Pavo hablaremos de las distintas grasas animales que se usan en nutrición,...
Leer más >