29 Junio 2021

Deporte


¡Suscríbite al blog!

Te avisaremos cada vez que publiquemos nuevo contenido

Consentimiento
Información básica sobre protección de datos

El caballo frío de dorso y el dolor

Decimos que un caballo es de dorso frío cuando es rígido en esa zona y tarda bastante en calentar, pero después se le pasa. Esa “normalización” nos ha hecho pensar que es algo característico del caballo, que no tiene importancia y que, incluso puede ser una manía que tiene cuando le ponemos la montura, pero en realidad el caballo tiene dolor.

En el Blog de Pavo hablaremos del dolor de dorso para que aprendas a detectarlo y veas su relación con el dorso frío.

El dorso del caballo es importante no solo como soporte para la zona torácica y abdominal, sino como medio de transmisión de la impulsión de los posteriores hacia adelante. Por este papel tan importante, también es muy susceptible de sufrir lesiones.

El dolor en el dorso es un dolor muy silencioso para el humano. Cuando un caballo cojea enseguida lo percibimos, pero notar el dolor de dorso requiere una mirada sensible y una capacidad de observación mayor, al menos cuando el proceso comienza.

Síntomas que debemos vigilar para una detección precoz del dolor de dorso

Debido a lo silencioso de este tipo de lesión, es muy difícil de observar cuando el caballo está en reposo, así que deberemos de fijarnos cuando vayamos a montar y, sobre todo, vigilaremos los cambios de comportamiento.

Al caballo le molesta que lo cepillen en la zona. Se molesta también al ensillar o al cinchar.

Tiene las extremidades metidas debajo del cuerpo, retrasa los anteriores, adelanta los posteriores, así puede arquear el dorso aliviando la zona.

Las protestas son más frecuentes: movimientos de cola bruscos, botes.

Se niega a hacer ejercicios que antes hacía sin dificultad, tiene más derribos, más rehúses, y no gira a una mano como lo hacía. Le cuesta hacer ejercicios con rectitud.

Todo se reduce a algo que hacía y ya no quiere hacer (o no puede).

Causas del dolor de dorso

  • Accidentes

Accidentes durante el transporte, caídas, resbalones... Aunque no lo parezca, no son las causas más frecuentes.

  • El equipo

La montura es una de las causas más frecuentes de esta patología. Bien por no ser la adecuada, o bien por no estar en buenas condiciones o no ir bien colocada. Sucede los mismo con el uso inadecuado de salvacruces o sudaderos.

Tienes un post del blog donde hablamos sobre Cómo colocar la montura adecuada.

  • El jinete

Jinetes con poca experiencia, o que trabajan mal y causan rigidez en diferentes zonas, que acaba repercutiendo en el dorso.

  • El trabajo

    • Realizar determinados ejercicios antes de tener el sistema musculoesquelético dorsolumbar bien desarrollado y entrenado.
    • No calentar ni estirar antes de trabajar.
    • No estirar ni enfriar paulatinamente después de trabajar.
  • Lesiones fuera de la zona dorsal

    • Mal estado de la boca

Si el caballo tiene picos en las muelas o cualquier otra patología que le produzca dolor, intentará evitar ese dolor (sobre todo con el bocado puesto) con posturas de la cabeza diferentes a las normales, o con tensiones mandibulares que, a su vez, repercuten en la musculatura del cuello y del dorso, sobrecargándolos y originando lesiones.

  • Cojeras

De modo similar al caso de la boca, el caballo, en un intento de aliviar el dolor de una zona, sobrecarga otra. En este caso, al intentar aliviar el dolor en una extremidad, sobrecarga el dorso.

  • Morfología

Los caballos con cruz prominente son más propensos a lesiones en la zona por roces o compresiones de la montura.

La cifosis o lordosis (curvaturas anormales de la columna vertebral) también predisponen a estos procesos.

Tratamiento de las lesiones de dorso

El tratamiento dependerá de la localización, del origen de la lesión, de su duración en el tiempo y de multitud de factores que influirán en la prescripción del veterinario y/o fisioterapeuta equino.

Cómo prevenir el dolor de dorso y el dorso frío

Ya que el tratamiento es exclusivo del veterinario y del fisioterapeuta, lo que sí va a depender de nosotros es actuar sobre estos 7 puntos:

  1. El peso de jinete y montura nunca superará el 20% del peso del caballo.
  2. Colocaremos adecuadamente la montura apropiada.
  3. Realizaremos estiramientos y ejercicios core training como parte del entrenamiento.
  4. Debemos formarnos en asiento, colocación de la cabeza y dulzura de mano para no tensionar al caballo.
  5. Daremos cuerda para fortalecer el dorso antes de comenzar el entrenamiento con jinete montado, tanto en caballos jóvenes como en caballos adultos tras un parón de entrenamiento.
  6. Daremos cuerda para fortalecer el dorso como entrenamiento intercalado con la monta.
  7. Calentaremos al caballo sin el peso del jinete: caminar por duro y/o dar cuerda.


 

¿Por qué se no se aconseja la detención total de ejercicio en el caso de lesiones de dorso?

El caballo, al tener dolor en el dorso intentará no moverlo, de modo que disminuye la circulación sanguínea y el calor en la zona, y las contracturas pueden mantenerse en el tiempo como un círculo vicioso.

A parte de tratamientos contra el dolor o la causa inicial del proceso, que prescribirá el veterinario si los considera necesarios, se deben de realizar ejercicios apropiados para descontracturar la zona, que serán realizados por el fisioterapeuta equino, y cortarán el ciclo dolor-contractura-dolor.

Por eso, cuando un caballo presenta dolor de dorso, enviarlo al prado no será la solución, aunque sí puede ayudar mucho combinado con la fisioterapia y el tratamiento farmacológico.

Los movimientos continuos y suaves al caminar, así como la posición elongada del cuello al pastar, favorecen un arqueamiento natural del dorso que facilita la recuperación tras la relajación de las fibras musculares realizada por el fisioterapeuta y el tratamiento farmacológico.

Si te ha gustado este artículo sobre el dolor de dorso en el caballo, compártelo con los amigos a los que le pueda resultar de ayuda.

Envíanos tus dudas usando los comentarios y responderemos a tus preguntas.

 

¿Te gusta el blog de Pavo?

  

¡Suscríbite al blog!

Te avisaremos cada vez que publiquemos nuevo contenido

Consentimiento
Información básica sobre protección de datos

Compartir en:

Envíanos tu comentario

Nombre

Dirección de correo electrónico (no visible)

Mensaje


Posts relacionados

Alcances en los caballos: por qué se producen y cómo evitarlos

Cuando dices “mi caballo no se alcanza”, ¿realmente lo sabes?, ¿has comprobado los protectores? Porque las rayas que tienen no se han producido mientras estaban en el arcón...
Leer más >

Ejercicios para fortalecer el core o core training para caballos

Cada vez somos más conscientes de la importancia del entrenamiento del caballo pie a tierra tanto antes de comenzar a montarlo como cuando ya es un experimentado deportista. En el blog de Pavo...
Leer más >