Nutrición y cuidado de los caballos
Filtrar consejo
Actividad

Salud

 

Vitaminas en Caballos

Vitaminas y minerales para caballos son de los nutrientes más importantes para estos animales. Como todas las especies, los caballos precisan un aporte equilibrado de los nutrientes. Estos nutrientes, por ejemplo pueden ser en forma de vitaminas y minerales para caballos, que resultan esenciales para poder desarrollar tanto su actividad cotidiana, como para poder mantener todas las funciones vitales del organismo.

Los nutrientes son componentes esenciales para el organismo que pueden o no ser sintetizados por el animal, pero que en cualquier caso son imprescindibles. A parte de las vitaminas y minerales para caballos, hablamos de agua, energía, proteínas, aminoácidos, fibra digestible, carbohidratos, etc.

Las vitaminas para caballos

Si nos centramos en las vitaminas para equinos, podemos encontrar en el mercado una gran cantidad de suplementos vitamínicos o incluso vitaminas inyectables para caballos. Todas estas vitaminas para caballos tienen composiciones diferentes y a menudo son usados sin tener conocimiento de lo que realmente son. Es decir, se utilizan suplementos o vitaminas inyectables para caballos sin conocer sus funciones, ni la necesidad real del caballo.

Este suministro descontrolado de vitaminas al caballo puede conllevar riesgos tanto por exceso, como por defecto. Pero no debemos olvidar que las vitaminas para equinos son uno de sus principales nutrientes. Las vitaminas son esenciales para caballos en crecimiento, yeguas y caballos o ponis adultos. Sin ellas no podrán crecer, reproducirse, ni trabajar de una manera efectiva.

Diferentes vitaminas para caballos en crecimiento o caballos mayores

Los requerimientos vitamínicos del caballo se modificarán en función de la edad, el peso del caballo, el estado productivo o fisiológico, el estrés o la enfermedad. Las vitaminas para caballos en crecimiento difieren de los que necesitará un caballo mayor.

Las vitaminas son compuestos orgánicos que tradicionalmente se han clasificado en dos grupos: hidrosolubles -que como su nombre indica, pueden ser solubles en agua (vitamina C,  vitaminas del grupo B, etc.)- y liposolubles, solubles en grasas (vitaminas A, D, E y K)-.

En general las vitaminas hidrosolubles son eliminadas en la orina y normalmente son poco tóxicas, ya que no son retenidas en el cuerpo. Mientras que las vitaminas liposolubles pueden ser retenidas en la grasa corporal y no son rápidamente eliminadas. Esto significa para el caballo que las vitaminas hidrosolubles pueden ser eliminadas sin ninguna dificultad en caso de ingerir demasiadas. Sin embargo, hay que tener más cuidado cuando suplementamos vitaminas liposolubles a caballos.

A continuación describimos algunas importantes vitaminas para caballos.

Vitamina A para equinos

La vitamina A para caballos se caracteriza por tener un papel importante en la visión, pero también es crucial en la diferenciación celular, en la reproducción, embriogénesis, nacimiento del potro y crecimiento. Por otro lado, esta vitamina para equinos interviene en la respuesta inmune contra las infecciones.

Esta vitamina para caballos no se encuentra presente como tal en los alimentos, sino que se halla en forma de pro-vitamina A (betacaroteno, retinol) en forrajes para caballos, sobre todo cuando son verdes. Una vez que son ingeridos serán transformados en vitamina A por el caballo. La deficiencia de esta vitamina en caballos causa ceguera nocturna, además se verá afectada la respuesta inmune y la reproducción (mortalidad embrionaria).

Por otro lado, el exceso de vitamina A en caballos causa fragilidad del hueso, exfoliación de los epitelios y teratogénesis. Los requerimientos para el correcto mantenimiento de vitamina A en caballos son, según la NRC 2007: niveles de 30 UI por cada  kg de peso vivo  (PV), vitamina A para caballos en crecimiento 45 UI/ kg de PV: en reproducción, lactación  y gestación: 60 UI/ kg de PV; vitamina A para caballos que hacen ejercicio 45 UI/ kg de PV.

Vitamina D para caballos

La vitamina D es otra de las vitaminas esenciales para el caballo. También llamada vitamina antirraquítica, interviene en la regulación del calcio y fósforo en el organismo, en su absorción intestinal y su excreción renal, así como en la movilización del calcio y fósforo del hueso.

La vitamina D para caballos se halla en plantas y animales (forma D2 y D3). La síntesis de esta vitamina por los equinos se da en su piel tras la exposición a la luz solar, por la radiación ultravioleta.

La deficiencia de vitamina D en caballos se manifiesta en deformaciones del hueso por falta de concentración de calcio y fósforo en el mismo. Por otro lado, un exceso de vitamina D en el equino genera calcificaciones de tejidos blandos. Los requerimientos de vitamina D en los caballos dependen de su exposición a la luz solar. Sin embargo, la NRC 2007 recomienda un nivel de vitamina D en equinos de 6,6 UI / kg de PV, pero en potros se incrementa en 22,2-17,4-15,9-13,7 UI/kg de PV para potros de 0-6 / 7-12 / 13-18 / 12-24 meses respectivamente.

Vitamina E para equinos

La vitamina E para caballos interviene en la respuesta inmune y el metabolismo energético de los mismos. Es conocida como “vitamina antioxidante” por su papel protector de lípidos de las membranas celulares y es también un protector muscular. Esta vitamina para equinos tiene muchas formas activas pero la forma “alfa tocoferol” es la más activa. Los pastos frescos, forrajes verdes, son una buena fuente de vitamina E para caballos, mientras que los cereales tienen mucha menor cantidad.

Las deficiencias de vitamina E en equinos causan problemas como la enfermedad del músculo blanco en potros, una enfermedad degenerativa de la espina dorsal, mieloencefalopatía degenerativa equina (EDM) o una enfermedad neuronal-motora equina (EMND). Por el contrario, no se ha podido demostrar toxicidades destacables de esta vitamina en caballos.

Según la NRC 2007, las siguientes cantidades son recomendadas cuando suministramos esta vitamina al caballo: 1 UI/kg  PV en mantenimiento y 2 UI/kg PV en crecimiento, reproducción, lactación y gestación. Niveles de  2; 2,25 y 2,5  U.I. por Kg PV  serán necesarios para el ejercicio ligero, moderado e intenso respectivamente.

Vitamina K para caballos

Los beneficios de la vitamina K para caballos es su función antihemorrágica o de coagulación. Normalmente no se dan deficiencias de vitamina K en caballos, pero pueden darse cuando los alimentos ingeridos están enmohecidos. Esta deficiencia de vitamina K en caballos puede dar lugar a una disminución del tiempo de coagulación y hemorragia.

La mejor forma de suministrar vitamina K para caballos son los forrajes: contienen mayor cantidad de vitamina K que los cereales. Los microorganismos de ciego e intestino grueso son los que sintetizan la vitamina K para caballos. Por el momento, no han sido determinados los requerimientos de vitamina K para caballos.

Tiamina para caballos

La vitamina B1 o tiamina para caballos es necesaria para la contracción muscular interviniendo en el metabolismo de los carbohidratos utilizados en la síntesis de ATP. Podemos encontrar tiamina para caballos en cereales y en mayor cantidad en la levadura de cerveza.  Las deficiencias de tiamina en caballos pueden causar anorexia, falta de apetito, ataxia, incoordinación muscular, temblores, pérdida de peso etc. No se ha podido demostrar la toxicidad de la tiamina en caballos. Los requerimientos de tiamina para caballos, según la NRC 2007, son de 0,06 mg / kg de peso vivo para el mantenimiento.

Riboflavina

La  Riboflavina  o  B12 interviene en mecanismos de defensa antioxidante y en el metabolismo energético, en la utilización de carbohidratos, grasas y proteínas. Esta vitamina para caballos se encuentra en mayor concentración en leguminosas como la alfalfa y en menor cantidad en los cereales. Puede ser sintetizada por los microorganismos de ciego e intestino grueso.

La deficiencia de esta vitamina en caballos no ha sido demostrada, aunque sí en otras especies donde la conjuntivitis es uno de los síntomas apreciados. Los requerimientos de esta vitamina para caballos son, según la NRC 2007, de 0,04 mg / kg  de peso vivo para el mantenimiento.

Niacina

La Niacina o ácido nicotínico es un componente del sistema enzimático. Esta vitamina para caballos interviene en la diferenciación celular, movilización del calcio celular y en la digestión de carbohidratos, grasas y proteínas.

Aunque esta vitamina está presente en los granos de cereales, su forma es poco disponible, pero también se encuentra en alfalfa y harina de soja con mayor disponibilidad. Los signos de deficiencia de esta vitamina en caballos no han sido demostrados, aunque sí en otras especies donde aparecen lesiones en la piel y el sistema digestivo. Los requerimientos de esta vitamina en equinos no han sido establecidos.

Biotina

La biotina actúa como co-enzima del metabolismo de carbohidratos, grasas y proteínas.  La mayor concentración de biotina para caballos se encuentra en alfalfas. En concentraciones medias es contenida en la avena y en bajo contenido en el maíz. Puede ser sintetizada en pequeñas cantidades por los microorganismos del intestino.

Se han evidenciado problemas de cascos de caballos sometidos a deficiencias crónicas de biotina, así que tratamientos con esta vitamina para caballos son recomendables. La aparición de dermatitis severas en otras especies ha sido demostrada. No hay consideraciones sobre la toxicidad de esta vitamina en caballos. Los requerimientos de esta vitamina en equinos no han sido establecidos, aunque la suplementación para mejorar la integridad de los cascos ha sido demostrada.

Ácido fólico

El ácido fólico es importante en los tejidos de gran crecimiento y renovación celular. El consumo de forrajes verdes proporciona mejores niveles de esta vitamina en caballos, frente al consumo de henos ya procesados. Los microorganismos del intestino pueden sintetizar esta vitamina para caballos.

La aparición de anemias ha sido evidenciada en otras especies, pero la deficiencia de esta vitamina en caballos no ha sido demostrada. En la especie humana, en mujeres embarazadas su deficiencia cursa con menor peso del recién nacido, retraso del crecimiento fetal y defectos del tubo neuronal. Es una vitamina clasificada como no tóxica, pero cuando se utilizan dosis elevadas de esta vitamina inyectada para caballos pueden causar convulsiones epilépticas. Los requerimientos de esta vitamina en equinos no han sido determinados.

Vitamina C para equinos

La vitamina C es esencial para caballos. También llamada ácido ascórbico, tiene función antioxidante y protege los tejidos respiratorios. En parte, la vitamina C para el caballo puede ser sintetizada por su cuerpo a partir de la glucosa.

Los requerimientos y niveles de deficiencia y toxicidad de vitamina C en caballos no han sido determinados. Sin embargo, en procesos post operaciones, infecciosos, traumáticos, procesos obstructivos respiratorios, así como en caballos mayores de 20 años y en caballos de raid post ejercicio sus niveles séricos se encuentran en niveles inferiores a lo habitual. Por esto, puede ser interesante una suplementación con vitamina C para caballos.

Más estudios sobre vitaminas en caballos

Para concluir, diremos que se precisa todavía de más estudios para poder determinar exactamente cuál es el nivel óptimo de las vitaminas en los caballos. También se necesitarán más estudios para poder conocer exactamente todas las funciones de las vitaminas en equinos, ya que muchas de ellas son extrapoladas de otras especies. Los niveles indicados de vitaminas para caballos son requerimientos mínimos, pero en un futuro deberemos conocer con mayor profundidad los niveles óptimos de vitaminas para equinos, para obtener un mejor rendimiento deportivo y reproductivo.


Pavo MultiVit 15

Suplemento vitamínico completo